Cuida tu planeta ahorrando

Porque Implementar acciones en favor del ahorro y el cuidado del ambiente, no significa reducir el nivel de bienestar o el grado de satisfacción de nuestras necesidades cotidianas. Por el contrario, dichas iniciativas buscan proteger la economía de nuestras familias y la preservación de nuestro entorno natural por medio de la reflexión y el cambio de los hábitos que conduzcan a una mayor eficiencia en el uso de la energía, al empleo racional de los recursos y una mejor calidad de vida.


martes, 13 de julio de 2010

USAR MENOS EL COCHE, CUÁNDO SI Y CUANDO NO.

banner

Soy la orgullosa dueña de un armatoste del año del caldo. No circula una vez a la semana y un sábado de cada mes. Aún así debido a sus dimensiones, mi apego y a mi incapacidad económica de cambiarlo, cada semana representa un gasto magno el ir y venir en él. Resulta que según la calculadora de yahoo, por cada 100km recorridos con mi auto produzco unos 30 kg de CO2. Y a ojo de buen cubero me aventaré unos……. 200km en promedio a la semana.


Y aunque no soy fan del tráfico, la verdad si me gusta manejar. No hay nada como ir cómodamente a la velocidad que yo quiero, escuchando lo que yo quiero a la temperatura que yo quiero y con la certeza de que el chofer (osea yo) está perfectamente capacitado.

A diferencia de los micros donde las capacidades del chofer dejan mucho que desear, así como la legitimidad de su licencia y su grado de sobriedad; y que decir de su educación y su higiene personal... Aunque a decir verdad las cumbias y las guarachas que tanto gustan a estos individuos también me gustan a mi. Pero dejando de lado la música, el calor, el tiempo perdido en cada parada y los arrimones, lo que más me preocupa es un asalto o un accidente. En resumen, por lo menos para mí, el uso de los micros es la última opción. Pero que no cunda el pánico, nuestra cuidad cuenta con muchos otros medios de transporte (metro, metrobus, taxi, etc.) y yo con otros tantos (patines, bicicleta, caminata).

El metro si me gusta y lo uso seguido, lo que no conozco es el metrobus, los taxis, bueno…..son otro tema. Sólo los uso en emergencias y cuando no queda de otra y con proveedores de servicios ya conocidos y de confianza.

¿Tons que? ¿Se puede o no se puede utilizar menos el coche?

Pues claro! Aquí van algunas medidas que voy a tomar:

Lo dejaré de usar cuando y para:

Ir a cualquier lugar que quede a máximo 3km a la redonda
Ir a cualquier lugar que quede cerca de las estaciones del metro o el metrobus
Ir al centro histérico
Ir al centro comercial
Y en vez de usar el coche puedo:

Caminar
Usar la bicicleta (aunque primero tendría que componerla y perderle el miedo)
Correr
Pedir aventón (a gente conocida, claro)

Cuando usaré el carro:
Cuando pueda dar un aventón
Cuando viaje largas distancias
Cuando tenga que transportar cosas pesadas o grandes
Cuando tenga que viajar con mis perros

Y como referencia:

Actualmente y con el aumento del precio de la gasolina supongamos que a la semana le pongo $100.00 a mi auto (sólo supongamos). En unas cuantas semanas estimaré el porcentaje de ahorro en referencia a éste valor.

SUERTE PA’ MI!

1 comentario: